El año que vivimos peligrosamente de Enrique Yeves


El año que vivimos peligrosamente de Enrique Yeves

14,00
El precio incluye el IVA. Ver información sobre la entrega

Peso de entrega: 300 g


Forma de entrega posible: Envío Urgente (España)
Gastos de envío gratuitos para suscriptores a Le Monde diplomatique.

Si ustedes suscriptor de Le Monde diplomatique puede adquirir el libro sin gastos de envío pinchando en este enlace. En cambio, si no es suscriptor de Le Monde diplomatique, puede beneficiarse del envío gratuito adquiriendo una Suscripción por 1 año a Le Monde diplomatique en españo y este libro pinchando en este enlace.

En el verano de 2008 llegó a la presidencia de la Asamblea General de las Naciones Unidas el veterano luchador sandinista y ex ministro de Asuntos Exteriores de Nicaragua, Miguel d’Escoto. Un sacerdote católico suspendido a divinis por El Vaticano, a causa de su militancia y compromiso con los más débiles, y reintegrado recientemente en el sacerdocio ministerial por el Papa Francisco. El periodista Enrique Yeves fue su portavoz durante el año que D’Escoto ejerció sus funciones. Los últimos meses de la era Bush y el inicio del mandato de Obama, el estallido de la crisis financiera internacional, la invasión israelí de Gaza, el golpe de estado en Honduras... o las reuniones –en las que estuvo presente– con Bush, Hugo Chávez, Evo Morales, Rafael Correa, Ahmadineyad o Bachar el Asad, conforman un relato en primera persona en el que el lector asiste a una privilegiada perspectiva sobre los hechos informativos acaecidos durante aquellos meses intensos. “(...) Y he aprendido que si Naciones Unidas quiere ser relevante y estar al servicio de ‘nosotros los pueblos’, como se señala en la Carta, debe ser profundamente renovada. No la renovación que propugnan algunos de sus enemigos temerosos de compartir poder con un organismo global, sino una eficaz que la convierta en representativa de la geopolítica de nuestros días y no en la de los vencedores de la II Guerra Mundial de hace ya setenta años. El reto no es sencillo, pero es necesario si la ONU no desea perecer de la única enfermedad posible: la falta de credibilidad”.

Aún consciente del papel protocolario al que queda reducido el presidente de la Asamblea, el padre D’Escoto dice en su toma de posesión: “(…) no les debemos fallar. Es, más que nada, por los desposeídos de la tierra que he asumido el reto de presidir este 63 periodo de la Asamblea General. A ellas y a ellos dedico esta presidencia”.

Yeves desvela detalles confidenciales sobre actuaciones para intentar detener la invasión israelí en Gaza, el intento de unificar a grupos palestinos o las reuniones secretas en callejuelas de Teherán y Damasco, burlando a servicios secretos de distinto pabellón. El autor muestra también la cara más oculta de la ONU: las reglas de la diplomacia internacional con sus éxitos y frustraciones. Un libro donde el autor no elude dar un repaso a la insolvencia periodística practicada por prestigiosos informadores y acreditados medios. En suma, una suerte de manual privilegiado para entender sin tapujos –y hasta con estupor– cómo funciona de verdad la Organización de las Naciones Unidas por dentro, así como los recovecos del poder en las relaciones internacionales del siglo en curso.

Un sacerdote católico suspendido a divinis por El Vaticano, a causa de su militancia y compromiso con los más débiles, y reintegrado recientemente en el sacerdocio ministerial por el Papa Francisco. El periodista Enrique Yeves fue su portavoz durante el año que D’Escoto ejerció sus funciones. Los últimos meses de la era Bush y el inicio del mandato de Obama, el estallido de la crisis financiera internacional, la invasión israelí de Gaza, el golpe de estado en Honduras... o las reuniones –en las que estuvo presente– con Bush, Hugo Chávez, Evo Morales, Rafael Correa, Ahmadineyad o Bachar el Asad, conforman un relato en primera persona en el que el lector asiste a una privilegiada perspectiva sobre los hechos informativos acaecidos durante aquellos meses intensos. “(...) Y he aprendido que si Naciones Unidas quiere ser relevante y estar al servicio de ‘nosotros los pueblos’, como se señala en la Carta, debe ser profundamente renovada. No la renovación que propugnan algunos de sus enemigos temerosos de compartir poder con un organismo global, sino una eficaz que la convierta en representativa de la geopolítica de nuestros días y no en la de los vencedores de la II Guerra Mundial de hace ya setenta años. El reto no es sencillo, pero es necesario si la ONU no desea perecer de la única enfermedad posible: la falta de credibilidad”.

Aún consciente del papel protocolario al que queda reducido el presidente de la Asamblea, el padre D’Escoto dice en su toma de posesión: “(…) no les debemos fallar. Es, más que nada, por los desposeídos de la tierra que he asumido el reto de presidir este 63 periodo de la Asamblea General. A ellas y a ellos dedico esta presidencia”.

Yeves desvela detalles confidenciales sobre actuaciones para intentar detener la invasión israelí en Gaza, el intento de unificar a grupos palestinos o las reuniones secretas en callejuelas de Teherán y Damasco, burlando a servicios secretos de distinto pabellón. El autor muestra también la cara más oculta de la ONU: las reglas de la diplomacia internacional con sus éxitos y frustraciones. Un libro donde el autor no elude dar un repaso a la insolvencia periodística practicada por prestigiosos informadores y acreditados medios. En suma, una suerte de manual privilegiado para entender sin tapujos –y hasta con estupor– cómo funciona de verdad la Organización de las Naciones Unidas por dentro, así como los recovecos del poder en las relaciones internacionales del siglo en curso.

  • Autor: Enrique Yeves
  • Editorial: Ediciones Global
  • Año de publicación: 2015
  • Nº Páginas: 228
  • Encuadernación: Rústica

Los clientes que han comprado este producto también han comprado

Peso de entrega: 477 g
*
 
El precio incluye el IVA. Ver información sobre la entrega

 


Examine también estas categorías: Libros recomendados, Productos en promoción